Gases (flatulencia): Causas

Autor: Redacción Onmeda Revisión médica: Dra. Nelia Navarro (19 de Marzo de 2012)

Las causas de los gases suelen ser inofensivas. Los hábitos alimenticios y el estilo de vida son la razón más frecuente de un vientre hinchado (meteorismo) y una salida excesiva de gases intestinales (gases, flatulencias, ventosidades).

Entre los alimentos que dan lugar a una producción de gases excesiva por el intestino se encuentran la col, el brócoli, la alcachofa, las legumbres y la cebolla. La comida demasiado abundante, de alto contenido graso, dulce o el hecho de comer con prisa también genera ventosidades. Las bebidas gaseosas, el alcohol y el café también pueden generar ventosidades. Tras el parto el tracto intestinal de los recién nacidos debe empezar a acostumbrarse a los alimentos y muchos lactantes suelen tener ventosidades durante las primeras semanas de vida. Las ventosidades también aparecen con mayor frecuencia durante el embarazo.

El estrés y el miedo también favorecen la aparición de gases. El meteorismo, la flatulencia y la diarrea también son síntomas frecuentes y típicos del síndrome de intestino irritable (colon irritable). Las intolerancias alimentarias también se encuentran entre las causas de las ventosidades y, por ejemplo, la intolerancia a la lactosa, así como la celiaquía, una intolerancia del intestino delgado frente a una sustancia que contienen los cereales (gluten), van acompañadas de ventosidades. Cuando se produce un desequilibrio en la flora intestinal, como por ejemplo en infecciones por hongos y sobrecrecimiento bacteriano en el intestino, o como consecuencia del tratamiento con antibióticos puede aparecer también meteorismo y flatulencia. Otros medicamentos, como por ejemplo fármacos orales contra la diabetes, pueden causar ventosidades como efecto secundario.

Determinadas afecciones intestinales así como enfermedades del páncreas y de la vesícula pueden producir ventosidades o gases.



Symptom-Check