Colágeno

Autor: Laura Marcos Revisión médica: Dr. Tomás Rodelgo (13 de Septiembre de 2016)

© iStock

El colágeno es la proteína más abundante del cuerpo. Representa el 6% de toda la masa corporal. Da forma a piel, músculos, tendones y huesos, y es capaz de mantener la estructura del cuerpo. El colágeno es conocido por usarse como tratamiento estético, pero lo cierto es que nuestro cuerpo es capaz de producir colágeno de manera natural.

El colágeno es una proteína de origen animal que constituye el tejido conjuntivo del cuerpo, es decir, los tejidos que dan forma a nuestras estructuras y órganos. Es la proteína más abundante, y constituye un 6% de toda nuestra masa corporaly el 80% del tejido conjuntivo total, manteniendo unidos músculos, piel, tendones y huesos.

El cuerpo humano necesita del colágeno para mantener y reparar los tejidos y para llevar a cabo los procesos de crecimiento y formación de estructuras corporales. Existen 16 tipos diferentes de colágeno, pero los más abundantes en el cuerpo humano, necesarios para formar la mayoría de los tejidos, son el colágeno de tipo I y el de tipo II.

El cuerpo produce colágeno naturalmente gracias a la combinación de una serie de aminoácidos. La producción de colágeno en el cuerpo funciona a pleno rendimiento en las dos primeras décadas de la vida. Con el tiempo, como consecuencia inevitable del envejecimiento, la producción de colágeno se ralentiza, especialmente a partir de los 40 años, y a partir de la menopausia. Por eso, se ha popularizado una multitud de tratamientos estéticos con el objetivo de estimular la producción natural del colágeno del cuerpo.

El colágeno se ha convertido en una sustancia muy codiciada por aquellas personas que buscan mantener la piel joven. Por eso, los laboratorios cosméticos sintetizan la molécula de colágeno y la incluyen en algunos productos anti envejecimiento en forma de cremas. Las cremas con colágeno hidratan y proporcionan elasticidad; otras cremas con ingredientes específicos, como la vitamina C, ayudan a la piel a producir colágeno naturalmente.

Se necesitan más estudios científicos para evaluar la efectivdad del colágeno en su uso tópico, pero, según los expertos, lo más efectivo es estimular la producción natural de colágeno. Por eso, muchos tratamientos estéticos, como el láser o el peeling facial están dirigidos a este propósito.

Además, existe en el mercado gran cantidad de suplementos de colágeno alimenticios, como el colágeno hidrolizado. No obstante, no hay evidencias científicas de que el colágeno pueda ser utilizado como tal a través de la digestión.

¿De qué está hecho el colágeno?

Segregado por los fibroblastos, el colágeno es una proteína, y cada molécula está formada por tres cadenas de aminoácidos no esenciales (péptidos) formando una estructura helicoidal, que la hace muy resistente.

Los aminoácidos son las sustancias básicas que forman nuestros tejidos, y los necesitamos para vivir. Algunos aminoácidos son producidos por nuestro cuerpo de manera natural, independientemente de nuestra nutrición o nuestro estilo de vida. (aminoácidos no esenciales). Pero otros aminoácidos necesarios para vivir no se fabrican en el cuerpo, sino que deben ser ingeridos en la dieta. Son los llamados aminoácidos esenciales.

La glicina y la prolina son el ingrediente fundamental del colágeno. Debido a que son aminoácidos no esenciales, nuestro cuerpo produce colágeno de manera natural, al igual que el el resto de animales.

Por lo tanto, no necesitamos aminoácidos no esenciales en la dieta, pero los esenciales sí necesitamos ingerirlos para que puedan sintetizarse todas las proteínas en el cuerpo. Los aminoácidos esenciales pueden encontrarse fácilmente en muchos alimentos de nuestra dieta diaria.