Pólipos intestinales: Tratamiento

Autor: Redacción Onmeda Revisión médica: Dra. Cristina Martín (19 de Marzo de 2012)

En principio, el tratamiento de los pólipos intestinales trata de evitar la degeneración, eliminarlos y analizar los tejidos (histología). Este tratamiento se aplica, sobre todo, para los pólipos mayores de cinco milímetros.

En la colonoscopia pueden eliminarse los pólipos intestinales: a través del mismo canal de trabajo del endoscopio, el pólipo puede engancharse en un pequeño nudo y, así, extirparlo desde su base. Normalmente, el tratamiento endoscópico no provoca ningún dolor.

Si los pólipos intestinales son muy grandes (más de 3 -5 cm. de diámetro) o aparecen en el marco de una enfermedad hereditaria en grandes cantidades, hay que llevar a cabo una cirugía para extirparlos en lugar del tratamiento endoscópico.