Pitiriasis versicolor: Síntomas

Autor: Redacción Onmeda Revisión médica: Dra. Belén Giménez (30 de Marzo de 2011)

El síntoma característico de la pitiriasis versicolor es la aparición en la piel de manchas indoloras, circulares, hiper o hipopigmentadas de color parduzco cuyas dimensiones varían desde el tamaño de una lenteja hasta el de una moneda de cinco céntimos. En las pieles morenas las regiones afectadas suelen tener una menor pigmentación. Por lo general esta hipopigmentación de la epidermis se prolonga durante largo tiempo; en este caso se habla de pitiriasis versicolor alba (alba = blanca). Por el contrario, en las personas de piel clara o no bronceada, las regiones presentan más bien manchas de color pardo. Al rascar la piel afectada se desprenden escamas superficiales similares al salvado. En ocasiones las máculas están elevadas sobre el nivel de la piel y algunas veces aparece un prurito leve.

Los síntomas de la pitiriasis versicolor se manifiestan en mayor medida en el pecho y la espalda, y menos habitualmente en el cuello, la parte superior de los brazos y el rostro. Por lo común el cuero cabelludo permanece ileso. En algunos individuos el hongo responsable de la micosis afecta a los folículos pilosos del pecho y la espalda. Este cuadro clínico de la pitiriasis versicolor conocido como foliculitis por Pityrosporum se asemeja al acné y produce picor. Se presenta fundamentalmente en mujeres de entre 30 y 40 años.