Otitis Media: Definición

Autor: Redacción Onmeda Revisión médica: Dra. María Fernanda Pedrero (19 de Marzo de 2012)

Una infección del oído medio (otitis media) es una enfermedad repentina del oído, que se inicia con dolores punzantes en uno o ambos oídos, palpitaciones en los oídos, mareos y fiebre. En la mayoría de los casos, las infecciones del oído medio son causadas por bacterias, y a veces también por virus. La otitis media aparece con más frecuencia en niños y bebés.

El oído medio es una cavidad llena de aire separada del conducto auditivo externo por la membrana del tímpano. En dicha cavidad se encuentran los tres huesecillos (martillo, yunque y estribo) que transmiten las ondas sonoras hacia el oído interno.

A través de la trompa de Eustaquio (tuba auditiva Eustachii), el oído medio está conectado con la parte posterior de la garganta y se ventila a través de la misma. En el resfriado, los agentes patógenos de la nariz y la garganta pueden ascender por la trompa de Eustaquio hasta el oído medio y causar una infección de oído.

Anatomía del oído.

La infección del oído medio en los niños es una causa común del dolor de oídos. Los lactantes y niños pequeños son los más afectados, porque su trompa de Eustaquio es muy corta y está más horizontalizada que en los adultos, cosa que se modifica con el crecimiento del niño. Una obstrucción nasal, por ejemplo, y los tumores benignos de la mucosat (pólipos), también aumentan el riesgo de inflamación del oído medio. En estos casos, por lo general, la ventilación del oído medio es deficitaria, por lo que se favorece la acumulación de mucosidad dentro del oído medio y su consiguiente infección.