Otitis Media: Causas

Autor: Redacción Onmeda Revisión médica: Dra. María Fernanda Pedrero (19 de Marzo de 2012)

La infección del oído medio (otitis media) puede tener diversas causas. Suelen ser especialmente las bacterias, y con menor frecuencia los virus, que suelen ser virus de la gripe y similares, como los que causan los resfriados. Las bacterias (como neumococos, estreptococos-A, Haemophilus influenzae) son la causa principal. Las bacterias del género estafilococos también pueden causar una otitis media especialmente en los lactantes.

El desencadenante más frecuente, son los resfriados o las infecciones gripales, donde la inflamación de la nariz y la garganta disminuye la ventilación del oído medio y favorece la acumulación de mucosidad dentro de ésta, aumentando el riesgo de que dicho moco se infecte y aparezca una otitis media aguda. Menos frecuentemente, los gérmenes pueden atravesar un defecto o lesión del tímpano y llegar directamente hasta el oído medio. Asimismo, un desplazamiento de virus o bacterias a la sangre (diseminación hematógena) como parte de una enfermedad sistémica (fiebre escarlatina, por ejemplo) puede ser causa de una infección de oído.

Una inflamación del cuello puede obstaculizar la ventilación entre el oído medio y la garganta e impedir el paso de fluidos. Las anomalías congénitas de la faringe en los niños (como paladar hendido) también pueden favorecer la infección del oído medio.

Una inflamación crónica del oído medio puede deberse a la obstrucción de las fosas nasales por pólipos, por ejemplo.