Publicidad

Publicidad

Herpes Labial: Diagnóstico

Autor: Redacción Onmeda Revisión médica: Dra. María Isabel Pescador (30 de Enero de 2011)

El diagnóstico del herpes labial (herpes labialis) se concluye según el historial clínico (anamnesis) y las molestias típicas. Las vesículas inflamadas con pus y costra en las mucosas de la zona labial y/o nasal son una clara muestra de que se trata de un herpes labial. A veces, la calentura puede manifestarse además con los ganglios linfáticos inflamados. Sin embargo, lo que no puede deducirse en base a los síntomas externos es si el responsable es el virus del herpes simple tipo I o tipo II.

El diagnóstico solo se puede garantizar mediante el análisis del agente patógeno en una prueba de sangre. La infección por el virus del herpes responsable (predominio del virus herpes simple tipo I) incita a que se creen los correspondientes anticuerpos. Estos pueden verificarse en la sangre. Ahora bien, aunque el virus herpes simple tipo I esté confirmado, esto no significa que haya una infección que exija un tratamiento.