Estrabismo: Causas

Autor: Redacción Onmeda Revisión médica: Dr. Tomás Rodelgo (31 de Octubre de 2013)

Existen diversas causas que pueden provocar el estrabismo, según del tipo que sea. El estrabismo comitante, así como el estrabismo latente tiene la causa en un desequilibrio de los músculos del ojo:

Los efectos del estrabismo comitante no son permanentes, ya que, para compensar este desequilibrio, los músculos del ojo fusionan las impresiones visuales de los dos ojos en una sola imagen. En su mayoría se desconocen las razones de este trastorno. Sin embargo, parece ser que las causas hereditarias pueden influir: en la mayoría de los casos de estrabismo comitante, los padres u otros parientes de las personas afectadas también sufren estrabismo. A menudo, también suelen sufrir simultáneamente miopía o hipermetropía.

La heteroforia está causada por la discapacidad de ambos ojos de mezclar las impresiones visuales y se manifiesta, por ejemplo, cuando la persona se encuentra fatigada.

El estrabismo paralítico está causado por la parálisis de los músculos extraoculares. El resultado es un estrabismo repentino. Las posibles causas de la parálisis son las siguientes:

  • lesiones sufridas durante el parto
  • enfermedad muscular
  • tumor en el área del ojo o en el cerebro
  • trastornos circulatorios
  • inflamaciones