Cáncer de estómago (cáncer gástrico): Evolución

Autor: Redacción Onmeda Revisión médica: Dra. María Gemma Tena (9 de Marzo de 2016)

Como en todos los tumores malignos, las posibilidades de curación del cáncer de estómago dependen decisivamente del estadio de la enfermedad cancerosa.

En el caso de carcinoma in situ, un estadio previo al cáncer de estómago, la curación es efectiva con el correspondiente tratamiento en casi el 100% de los casos.

En caso de cáncer de estómago en estadio inicial, el cáncer temprano, la denominada tasa de supervivencia a los  cinco años (una medida para el pronóstico de cáncer) tras la operación es del 90%. Cuanto más avanzado esté el cáncer de estómago, menores serán las posibilidades de curación. Aquí el pronóstico depende, entre otras cosas, de la experiencia del cirujano y del alcance de la extirpación de los ganglios linfáticos afectados (linfadenectomía).

El riesgo de recaída (recidiva) del cáncer de estómago es más alto en los tres primeros años tras la extirpación del tumor.

Tras el tratamiento satisfactorio del cáncer de estómago se efectúan revisiones regulares cada tres o cuatro meses, ya que el riesgo de recidiva (reaparición) de la enfermedad es mayor en los dos o tres primeros años. A partir del cuarto y quinto año, las revisiones pueden espaciarse más (cada seis meses), y desde el quinto, pueden ser revisiones anuales.

Rehabilitación

Si tras el tratamiento del cáncer de estómago en el hospital, sigue habiendo buenas posibilidades de mejora con ayuda especializada, es posible un tratamiento de seguimiento estacionario en una clínica de rehabilitación especializada. El objetivo es ofrecer asesoramiento nutricional y establecer un tratamiento que ayude a mitigar las molestias provocadas por la cirugía y por la quimioterapia y/o la radioterapia.
Además, puede ser necesario recibir ayuda psicológica .