Cáncer de vejiga: Prevención

Autor: Redacción Onmeda Revisión médica: Dra. María Gemma Tena (19 de Marzo de 2012)

El cáncer de vejiga se puede prevenir evitando los factores de riesgo. Evitar el consumo de tabaco y no estar en contacto con aminas aromáticas (por ejemplo, anilina o naftalina). También existen fármacos (sustancias como la fenacetina o la ciclofosfamida) que aumentan el riesgo de cáncer de vejiga.

En los países tropicales y subtropicales debe evitar bañarse en lagos o ríos para no contagiarse con los esquistosomas, que son el patógeno de la esquistosomiasis. Si esta enfermedad continúa a lo largo de los años y no se trata, el riesgo de cáncer de vejiga aumenta. La inflamación crónica de la vejiga debe también tratarse de la forma más efectiva puesto que también puede ser un factor de riesgo.

Tras someterse a un tratamiento para el cáncer de vejiga es recomendable acudir con regularidad a las revisiones médicas. Estas suelen ser cada tres meses. Esto es muy importante para que sea posible detectar de forma precoz y tratar con eficacia una recurrencia del tumor (recidiva) o complicaciones con la derivación urinaria.