Fortalecer el sistema inmunitario: Deporte

Autor: Redacción Onmeda Revisión médica: Dra. María Fernanda Pedrero (19 de Marzo de 2012)

La estimulación de la temperatura corporal con terapias como con sesiones de sauna, hidroterapia con el método kneipp o duchas escocesas, puede ayudar a fortalecer el sistema inmunitario. Estas terapias pueden ayudar a prevenir resfriados. Además, el desarrollo de determinadas enfermedades puede llegar a ser más leve y la recuperación más rápida.

Deporte

Las personas activas y que realizan ejercicio físico con regularidad fortalecen su sistema de defensa a través del movimiento y el deporte. Sin embargo, no se debe alcanzar un rendimiento máximo: lo importante es permanecer activo. Son ideales en este caso los deportes de resistencia como la natación, el running o el ciclismo, aunque también lo son los largos paseos al aire libre.

Por el contrario, los deportes de alta competición pueden ser perjudiciales para el sistema inmunitario.

Alivio del estrés

Diversas investigaciones muestran que los factores físicos ejercen una gran influencia en el sistema inmunitario. Los estímulos que desencadenan estrés, los denominados factores estresantes, bloquean el sistema inmunitario. Así, la hormona adrenalina, que es liberada en grandes cantidades por el organismo ante situaciones de estrés, bloquea la producción de anticuerpos.

Desafortunadamente, el estrés no siempre se puede evitar. Sin embargo, cuando se aprende a controlar mejor el estrés, esto repercute de manera positiva en el sistema inmunitario. Las técnicas de relajación pueden ayudar a lograr controlar mejor las situaciones problemáticas, algunas técnicas son las siguientes:

Un sueño reparador y suficiente es importante para mantener un sistema inmunitario sano.