Anatomía del pulmón: Pleura (pleura visceral)

Autor: Redacción Onmeda Revisión médica: Dra. María Fernanda Pedrero

Los pulmones están rodeados de forma individual por la pleura (pleura visceral). La pleura tiene una enorme importancia para la respiración. Cada pulmón está totalmente cubierto por pleura. Solo se interrumpe en el hilo pulmonar, donde los vasos sanguíneos y los bronquios principales entran en los pulmones.

La capa externa de la pleura se llama pleura parietal y recubre la parte interior de la caja torácica. Además, la pleura parietal separa los pulmones hacia la mitad de la caja torácica (con el llamado mediastino). En el mediastino se encuentra el corazón y por él pasan la aorta, las venas y arterias pulmonares, la tráquea y el esófago. La pleura visceral recubre la superficie de los pulmones mientras que la pleura parietal forma recubre la cara interna de la caja torácica en la que se encuentran éstos.

Las dos capas de pleura se encuentran próximas entre sí, pero entre ellas se halla un líquido en pequeña cantidad, que amortigua y permite que los pulmones puedan expandirse durante la inspiración.

Anatomía de los pulmonares.

Por el mismo principio, el pulmón se expande gracias a la acción del diafragma. El diafragma es una ancha capa muscular que separa el tórax del abdomen. Está ligeramente curvado hacia arriba. Cuando la capa muscular se contrae, el diafragma se aplana. Mediante esta tracción, los pulmones se expanden y el aire puede entrar.