Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Prurito ocular o picor de ojos: tratamiento

Autor: Redacción Onmeda (28. diciembre 2011)

En el picor de ojo el tratamiento debe ser individualizado en función de la causa que lo provoque. Si se da el caso de un sobreesfuerzo por un defecto de visión, se corregirá con una ayuda a la visión. Si se trata de que el afectado pasa largos periodos frente a la pantalla del ordenador, se recomienda realizar pausas regularmente para que los ojos descansen. Para aliviar los ojos a corto plazo, aplicarles una compresa fría o aplicar lágrimas artificiales puede ayudar a la reparación del flujo lagrimal.

Las infecciones de conjuntiva causadas por bacterias se tratarán con colirios de antibiótico. Contra las infecciones víricas no existe un tratamiento determinado, en algunos casos resultan útiles los colirios astringentes porque disminuyen la inflamación. Los colirios que contienen corticoides están contraindicados en conjuntivitis víricas, excepto si existen opacidades que interfieran con la visión.

Si el origen está en una alergia el primer paso del tratamiento será evitar la sustancia desencadenante. Para mitigar la molestia pueden administrarse estabilizadores de mastocitos y antihistamínicos. Un tratamiento de alergia a largo plazo puede ser la desensibilización.

Si el picor viene dado por una situación de emergencia en la que ha penetrado en el ojo alguna sustancia tóxica, hay que retirarla inmediatamente.

Si el picor de ojos es un síntoma proveniente de otra afección, en todos los casos ésta debe ser tratada directamente.



Publicidad