Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Donación de órganos

Autor: Redacción Onmeda Revisión médica: Dr. Tomás Rodelgo (6 de Junio de 2013)

© Jupiterimages/iStockphoto

Un trasplante es una compleja intervención quirúrgica en la que se sustituye en el cuerpo del paciente un órgano o tejido enfermo que ya no funciona por otro sano. Estas intervenciones y su éxito son el resultado de muchos años de investigación médica y de continuas mejoras en los procedimientos. Gracias a los trasplantes, muchos enfermos graves pueden prolongar su vida en buenas condiciones.

Sin embargo, un trasplante nunca podría realizarse sin el acto altruista y desinteresado que es la donación de órganos. La donación de los órganos de una persona fallecida puede salvar la vida de varios pacientes. Actualmente es posible donar los riñones, el hígado, el corazón, el páncreas y los pulmones. Además, de una donación también se pueden obtener tejidos, también muy necesarios, como huesos, las córneas y las válvulas cardíacas.

En España, todos los procesos de donación y trasplante de órganos están coordinados y controlados por la Organización Nacional de Trasplantes (ONT). España es el país del mundo donde se realizan más donaciones, que se realizan siempre de forma altruista, y todos los costes están cubiertos por el Sistema Nacional de Salud. Estas bases aseguran un sistema en el que el paciente que necesita un órgano tiene mayores probabilidades de conseguirlo.

No obstante, cada día hay más personas que necesitan un transplante para continuar viviendo. A pesar de las donaciones, el 10% de los pacientes que necesitan un órgano mueren antes de llegar a recibirlo.

¿Cuándo es necesaria la operación?


Publicidad