Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Hernia inguinal

Autor: Redacción Onmeda (5 de Abril de 2016)

© iStock

La hernia inguinal es una protuberancia en la ingle. Se produce cuando la pared abdominal anterior se rompe en algún punto y los órganos de esta zona, como el intestino delgado, sobresalen por el hueco del canal inguinal en forma de saco. Este tipo de hernia es la más común, especialmente en los hombres.

La debilidad de la pared abdominal puede existir desde el nacimiento (hernia inguinal congénita), si esta no se terminó de cerrar durante el desarrollo del feto. Así, las hernias inguinales en los niños suelen ser congénitas. Sin embargo, también pueden aparecer en etapas posteriores (hernia inguinal adquirida) debidas, por ejemplo, a una operación en el abdomen que no cicatriza bien o a causa de una debilidad en el tejido conjuntivo. Por lo tanto, la hernia inguinal puede aparecer al toser, al levantar un objeto muy pesado o en el embarazo.

Un síntoma característico de la hernia inguinal es la hinchazón de la zona abdominal, casi siempre fácilmente reconocible y palpable. Otros síntomas comunes de la hernia inguinal son los dolores punzantes que a los hombres les pueden dar en los testículos y a las mujeres en los labios vaginales. Estos síntomas empeoran si se aumenta la presión en la zona abdominal (por ejemplo, al toser, estornudar o presionar).

Punto débil en la pared abdominal

La ecografía puede ser necesaria en algunos casos, por ejemplo, para diagnosticar hernias inguinales muy pequeñas. También puede emplearse en las personas cuyo abdomen está tenso o con mucho sobrepeso, ya que solo así puede detectarse.

El único tratamiento eficaz para la hernia inguinal consiste en una operación. La intervención puede ser abierta o mínimamente invasiva (con laparoscopia). La mayoría de las hernias inguinales operadas se curan por completo sin ningún problema. Son muy pocos los casos en los que surgen complicaciones con la hernia inguinal, por ejemplo, si el intestino que sobresale extraído queda aprisionado (incarceración). Si esto ocurre, es necesario operar inmediatamente, ya que la parte de intestino que sobresale puede inflamarse.


Publicidad