Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Enfermedad de Sudeck: tratamiento

Autor: Redacción Onmeda (25. marzo 2012)

En la enfermedad de Sudeck el tratamiento está dirigido principalmente a los síntomas, que se tratan con medicamentos, medidas físicas y terapia ocupacional de forma combinada. Pueden ser útiles, además, la psicoterapia (fundamentalmente porque, al tratarse de una enfermedad crónica, puede provocar en algunos pacientes ansiedad y depresión) y otros métodos complementarios. Todas las medidas tienen el objetivo de mejorar la movilidad de la extremidad afectada. El tratamiento térmico puede aumentar el malestar causado por la enfermedad de Sudeck y, por lo tanto, no se recomienda.

Tratamiento no farmacológico

Para mejorar o mantener la movilidad o mantener las articulaciones afectadas en la enfermedad de Sudeck, son adecuadas las medidas siguientes después del tratamiento no farmacológico:

  • Inmovilización de la extremidad
  • Drenaje linfático
  • Ejercicios de fisioterapia
  • Electroterapia
  • Gimnasia acuática
  • Terapia ocupacional
  • Entablillado

Terapia farmacológica

En la enfermedad de Sudeck son típicos los dolores duraderos que persisten durante semanas y afectan psíquicamente. Esto implica el riesgo de que el dolor se vuelva crónico. Por lo tanto, se sigue un tratamiento farmacológico para detener primero el ciclo doloroso con analgésicos. Los medicamentos que se aplican en este tratamiento dependen del tipo de dolor:

  • Los fármacos anti-reumáticos no esteroides, que ayudan contra el dolor asociado con la inflamación.
  • Para el dolor sin inflamación se aplican derivados de morfina sintética como el tramadol.
  • Contra los dolores permanentes y trastornos del sueño se utilizan antidepresivos.
  • Los dolores muy fuertes que no responden a otros fármacos se tratan con opiáceos.
  • Para dolores debidos a un trastorno del sistema nervioso simpático (parte del sistema nervioso involuntario) son útiles los parches de clonidina, que provocan la inhibición del sistema nervioso simpático.
  • Contra los espasmos musculares se administra clonazepam (actúa contra los espasmos) y el baclofeno (relajante muscular).




Publicidad