Te encuentras en:

Página de inicio > Enfermedades > Aneurisma > Tratamiento

Aneurisma: Tratamiento

Autor: Redacción OnmedaRevisión médica: Dra. María Isabel Pescador

Aneurisma aórtico, disección aórtica

En un aneurisma aórtico (disección aórtica) hay diferentes formas de tratamiento. Si dicho aneurisma tiene un diámetro pequeño o hay un riesgo quirúrgico elevado, puede preferirse un tratamiento conservador. Hay dos factores especialmente importantes en el tratamiento de un aneurisma: luchar contra los factores de riesgo y tratar las enfermedades subyacentes. Lo decisivo es reducir la tensión arterial elevada a valores normales. Para ello son adecuados los betabloqueantes que, por un lado, bajan la tensión arterial y, por otro, ralentizan la velocidad con la que la presión aumenta en los vasos. Por otro lado, los afectados deben evitar esfuerzos físicos y regular las deposiciones.

Si hay síntomas o un aneurisma ya grande aumenta visiblemente, es indispensable la intervención quirúrgica. Lo mismo vale en caso de una tensión arterial mala o que no puede regularse. Durante la cirugía, el cirujano sustituye el segmento de la arteria afectado por el aneurisma aórtico. Para ello abre el aneurisma longitudinalmente, coloca un injerto sintético en forma de tubo o de “Y” y cierra de nuevo la pared vascular sobre el injerto.

Desde hace algunos años, los aneurismas aórticos se tratan con ayuda de un stent graft (el llamado tratamiento endovascular). En este caso, los médicos colocan prótesis (grafts) de diferentes materiales con un método mínimamente invasivo (es decir, con cortes minúsculos en la piel, que protegen los tejidos) con ayuda de un catéter en la aorta, para tratar, por ejemplo, un aneurisma aórtico. Los stents sujetan estas prótesis que se introducen plegadas a través del catéter y se despliegan cuando han llegado al lugar exacto.

Aneurisma cerebral

El tratamiento de aneurismas cerebrales solía ser quirúrgico y lo realizaban neurocirujanos. Durante una operación de cerebro abierta (craneotomía), el aneurisma se pinza con ayuda de un clip que suele ser de titano la mayoría de las veces. Si no es posible este tipo de pinzado por clip, el aneurisma se “envuelve”, “wrapping” (cobertura), significa que la pared del aneurisma se refuerza con tejido o teflón para evitar un posible desgarro.

Desde hace algunos años, hay otro tratamiento para el aneurisma cerebral, la técnica endovascular. En este caso ya no es necesaria una cirugía abierta del cerebro. El médico introduce microespirales de platino (denominados coils) en el aneurisma. Con ayuda de un microcatéter hueco empuja estos coils a través de la arteria de la ingle y de la aorta hasta el cerebro. Los coils no rellenan la dilatación completamente, pero impiden que se forme un coágulo (trombo). De este modo, evitan que siga fluyendo sangre a través del aneurisma hasta el cerebro.

Página siguiente: Aneurisma: Evolución

Enlaces patrocinadosPublicidad

Aviso legal:

© 2014 Enfemenino.com - Todos los contenidos publicados en el portal de salud y medicina Onmeda.es tienen un carácter puramente informativo y no sustituyen en ningún caso la consulta médica o el asesoramiento profesional. Onmeda.es tampoco sugiere el autodiagnóstico y la automedicación. En caso de duda consulta nuestra sección de exención de responsabilidad.